Bullying

¿Cómo es el cyberbulling? Características y comportamientos

¿Cómo es el cyberbulling? Características y comportamientos

El cyberbulling, el dilema de nuestros días

El cyberbulling se produce como una intimidación a través de internet, redes sociales, o también con mensajes a través del celular. Este es un problema mundial siempre presente, que al igual que el bullying cara a cara, ocurre en escuelas, oficinas e incluso en los hogares. 

El tema ha sido abordado por las fuerzas del orden, los funcionarios escolares, los gobiernos y varias organizaciones sin fines de lucro por igual. Con el advenimiento de la tecnología digital, el problema se ha extendido al ámbito online, que es el ciberacoso, el cual se ha vuelto tan omnipresente que este término incluso ha sido  colocado en el Diccionario Conciso de Inglés de Oxford.

Formas en las que se produce el cyberbulling

A continuación se presentan las características del cyberbulling que lo diferencian del bullying cara a cara. 

Anonimato

En el bullying cara a cara, la intimidación como el nombre sugiere muestra la cara de la persona o las personas acosadoras, incluso si calumnian a espaldas de la víctima, normalmente hacen un espectáculo de ello. 

Mientras que, los ciberacosadores tienen una ventaja adicional, y es la que les proporciona internet que es la capa extra de anonimato. Los acosadores se esconden detrás de seudónimos y obviamente fotos de perfil irreales en los tableros de mensajes públicos o medios sociales, manteniéndose fuera del  alcance de las autoridades. 

Dado que, las víctimas no saben quiénes son los acosadores, disminuye la posibilidad de que los antagonistas sean atrapados y minimiza el temor de los infractores  a ser castigados.

Audiencia pública

Según un reciente estudio más de la mitad de los adolescentes en diversos paises, han experimentado alguna forma de ciberacoso. Desafortunadamente, el atractivo del ciberacoso, además de su anonimato, es la facilidad de acceso. 

Acosar a alguien cara a cara involucra al agresor, a la víctima, y quizás a algunos transeúntes. Pero, en Internet, el acoso puede extenderse y agravarse muy rápidamente, y puede tomar muchas formas, desde mensajes directos amenazantes hasta rumores públicos, e imágenes crudas de la víctima en photoshop. Peor aún, más de un acosador puede unirse, creando un efecto de bola de nieve en la víctima.

¿Cómo es el cyberbulling? Características y comportamientos

Estar conectado todo el tiempo

Cuando se trata de la intimidación tradicional, es más fácil buscar refugio en otro lugar, ya que el acto en sí depende de la proximidad física del abusador. 

No se puede decir lo mismo del ciberacoso, ya que la persona es un objetivo sin importar donde esté, siempre y cuando esté conectado en internet y redes sociales,  lo cual raramente se puede evitar en esta era digital. 

La víctima se puede ir a dormir y despertarse con una nueva cantidad de mensajes amenazadores en la bandeja de entrada o nuevos rumores que circulan sobre ella en Internet. Tal incesante acoso puede incluso llevar a las víctimas a sentirse inseguras en el lugar que deberían sentirse más seguras, que son sus casas, trabajos u otros lugares donde hacen vida. 

Desapego en las acciones (desinhibición tóxica)

Los acosadores en línea tienden a ser más desapegados de sus acciones, y lo que es más importante, de las consecuencias de sus acciones, ya que no tienen interacciones cara a cara con sus víctimas. 

Para ponerlo en términos simples, ya que no pueden ver lo que sus acciones están haciendo a las víctimas, tienden a sentir poco o ningún remordimiento. Esto ha sido documentado por el efecto de desinhibición en línea. 

En el caso del ciberacoso, se llama desinhibición tóxica, e incluye el comportamiento inapropiado o incluso antisocial como el lenguaje hostil o las amenazas. Las personas en línea pueden comportarse de manera diferente a como se comportan en la vida real, ya que pierden sus inhibiciones y creen que no habrá consecuencias por sus acciones.

En línea es para siempre

En el caso de la web, lo que va allí se queda allí, aunque está lejos de ser privado. Cualquier cosa que vaya a la web puede ser difícil de borrar por completo. Desafortunadamente, esto también se aplica a los rumores o imágenes que los ciberacosadores pueden publicar en línea y que otros pueden ver. 

En estos casos, se puede pedir a los proveedores de servicios que retiren los mensajes. Facebook, Instagram, Twitter, YouTube y otros servicios importantes tienen secciones dedicadas al sitio que ayudan  con este hecho de retirar los mensajes. Incluso hay empresas que se especializan en la búsqueda de datos y luego piden a los sitios web que eliminen la información o al menos la dificultan para encontrarla.

Lo que se puede hacer si es víctima del ciberacoso

La intimidación en cualquiera de sus formas es un tema muy delicado, que puede ser muy difícil de abordar. 

El ciberacoso, afecta a todo el mundo sin importar la edad, raza, género o religión. Aunque puede hacer sentir aislada a la víctima, se debe recordar siempre que no se está solo y que hay personas que se preocupan por las víctimas de ciberacoso. Así que no se debe tener miedo de hablar del problema y buscar ayuda.

Se debe tener presente que el ciberacoso es un delito, que está penado por la ley y que los ciberacosadores pueden ser descubiertos y pagar las consecuencias ante la ley por sus actos. Se sabe que no es fácil para la víctima denunciar debido a la discriminación y la estigmatización. No obstante, se debe ser fuerte mentalmente y enfrentar con contundencia a los ciberacosadores. 

Además, se debe recordar siempre que no es culpa de la víctima,  y que no se hizo nada que justifique este tipo de comportamiento delictivo. Nadie merece ser intimidado bajo ninguna circunstancia, no importa quiénes sean, la forma en que  se vean o en lo que crean.

No se debe guardar para sí mismo el ciberacoso, se debe hablar con alguien en quien se confíe y que sea una persona inteligente y profesional como para comprender la dimensión del problema. Pueden ser los padres, profesores, jefes o incluso profesionales de la salud. Todos ellos pueden estar al momento para ayudar y apoyar.

Ahora bien, la víctima de ciberacoso debe tener presente que, se debe fortalecer mental y psicológicamente y creer en sí mismo y lo que representa como persona. Nada de lo que otros puedan decir, pensar o publicar sobre la persona puede destruir si no es verdad y antes no ha afectado a la persona psicológicamente. 

Cuando el ciberacoso ocurra es mejor salirse de las direcciones de correo y de otras redes, buscando que estas páginas sean borradas y no responder a ningún tipo de mensajes del acosador o los acosadores. Denunciando el hecho de manera inmediata. 

Es muy importante usar la internet con inteligencia y razonamiento, evitando exponer en línea todo de la vida personal. Se debe también tener mucho cuidado con las personas con las se hace amistad y relaciones. Teniendo muy en cuenta que, un ciberacosador o acosadora, son personas perturbadas psicológicamente y que usan las redes para cometer este delito por venganza o cualquier otra razón con la que sienten satisfacción dañando y  buscando destruir a otros. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *