Medio Ambiente

¿Qué son las Casas Sostenibles?

Las Casas Sostenibles

Es un hecho, que hoy en día los hogares y otras áreas de vivienda en las que la gente vive, o reside la mayor parte del tiempo, contribuyen a la emisión de CO2 y a los efectos de invernadero tanto como el calentamiento global, que amenaza a todos los humanos y su salud, así como a los recursos naturales cuyo equilibrio está perturbado desde hace mucho tiempo. 

La casa sostenible, o casa ecológica es una de las posibles soluciones, que con una parte puede contribuir a resolver este problema mundial candente.

Una casa sostenible es aquella casa que es energéticamente eficiente por sí misma, ambientalmente sana, respetuosa con el medio ambiente natural, cómoda para la vida familiar, en otras palabras, diseñada de forma sostenible, construida con materiales verdes o reciclados, y esta casa debe utilizar recursos energéticos alternativos.

En un contexto amplio, la arquitectura sostenible trata de minimizar el impacto ambiental negativo de los edificios mediante la mejora de la eficiencia y la moderación en el uso de los materiales, la energía y el espacio de desarrollo. En términos más sencillos, la idea de la sostenibilidad, o el diseño ecológico, es asegurar que las acciones y decisiones de hoy no inhiban las oportunidades de las generaciones futuras.

Elementos de los Hogares Sostenibles

Los hogares sostenibles tienen tres elementos clave:

  • La sostenibilidad ambiental. La casa debería diseñarse para reducir los gases de efecto invernadero, ahorrar agua, energía y reducir los residuos durante la construcción y la vida de la casa.
  • Sostenibilidad social / diseño universal. La casa debe estar diseñada para prevenir lesiones a través de características de seguridad. Tiene elementos de seguridad para reducir la delincuencia y mejorar la sensación de seguridad de los ocupantes. Característica que también se utiliza para proporcionar flexibilidad y comodidad a las personas de capacidades variadas y en diferentes etapas de la vida, incluyendo niños y personas con movilidad limitada.
  • Sostenibilidad económica. Significa que está diseñada para ahorrar dinero durante la construcción y durante la vida de la casa, con una planificación cuidadosa que evita la necesidad de importantes renovaciones futuras y reduce los costos asociados con el uso de la energía, el uso del agua y el mantenimiento.

Colocación de la edificación

Un aspecto central y a menudo ignorado de la arquitectura sostenible es la colocación de la edificación. Aunque muchos pueden imaginar la estructura ambiental ideal de una casa u oficina como un lugar aislado en medio del bosque, este tipo de colocación es a menudo perjudicial para el medio ambiente. 

En primer lugar, tales estructuras a menudo sirven como la línea de frente desconocida de la expansión suburbana. En segundo lugar, suelen aumentar el consumo de energía necesaria para el transporte y provocan emisiones innecesarias de los automóviles. Idealmente, la mayoría de las edificaciones deberían evitar la expansión suburbana en favor del tipo de desarrollo urbano ligero. 

Una cuidadosa zonificación de uso mixto puede hacer más accesibles las zonas comerciales, residenciales y de industria ligera. 

La sostenibilidad social en la arquitectura

La estructura de la edificación también debe ser considerada. La relación costo/eficacia es un tema importante en los proyectos de arquitectura sostenible, y uno de los diseños más eficientes en este caso es el enfoque de la vivienda pública. Este enfoque permite que cada uno tenga su propio espacio para dormir y recrearse, pero incorpora espacios comunes, por ejemplo, comedores, letrinas, duchas públicas.

El diseño sostenible puede ayudar a crear una forma sostenible de vivir dentro de una comunidad. Mientras que se puede ver que las construcciones sociales existentes influyen en la arquitectura, lo contrario también puede ser cierto. 

Una edificación abiertamente socialmente sostenible, si tiene éxito, puede ayudar a la gente a ver el beneficio de vivir de forma sostenible. Lo mismo puede decirse del diseño ambientalmente sostenible, en el sentido de que la arquitectura puede marcar el camino para la comunidad en general.

Energía sostenible

El estándar de casa pasiva combina una variedad de técnicas y tecnologías para lograr un uso de energía ultra-bajo. Por ello, la eficiencia energética a lo largo de todo el ciclo de vida de la edificación es el objetivo más importante de la arquitectura sostenible. Los arquitectos utilizan muchas técnicas diferentes para reducir las necesidades energéticas de las edificaciones y aumentar su capacidad de capturar o generar su propia energía.

Eficiencia de los sistemas de calefacción, ventilación y refrigeración

El elemento más importante y rentable de un sistema eficiente de calefacción, ventilación y aire acondicionado es una edificación bien aislada. Una casa más eficiente requiere menos energía de generación o disipación de calor, pero puede requerir más capacidad de ventilación para expulsar el aire interior contaminado.

Cantidades significativas de energía son expulsadas de las edificaciones en las corrientes de agua, aire y abono. Las tecnologías de reciclado de energía in situ pueden recuperar eficazmente la energía del agua caliente residual y del aire viciado y transferir esa energía al agua fría o al aire fresco entrante. La recuperación de energía para usos distintos de la jardinería a partir del abono que sale de las casas requiere digestores anaeróbicos centralizados.

La orientación del sitio y de la casa tiene algunos efectos importantes en la eficiencia. El diseño de edificaciones solares pasivas permite aprovechar la energía del sol de manera eficiente sin el uso de ningún mecanismo solar activo como las células fotovoltaicas o los paneles solares de agua caliente. 

Típicamente los diseños de edificaciones solares pasivas incorporan materiales con alta masa térmica que retienen el calor de manera efectiva y un fuerte aislamiento que funciona para evitar el escape de calor. Los diseños de baja energía también requieren el uso de sombreado solar, mediante toldos, persianas para aliviar la ganancia de calor solar en verano y reducir la necesidad de enfriamiento artificial. 

Además, las casas de bajo consumo energético suelen tener una relación superficie/volumen muy baja para minimizar la pérdida de calor. Esto significa que los diseños de casas de múltiples alas (que a menudo se piensa que tienen un aspecto más orgánico) a menudo se evitan en favor de estructuras más centralizadas.

Las ventanas se colocan para maximizar la entrada de luz creadora de calor y al mismo tiempo minimizar la pérdida de calor a través del vidrio, un aislante deficiente. En el hemisferio norte, esto suele implicar la instalación de un gran número de ventanas orientadas hacia el sur para recoger el sol directo y restringir severamente el número de ventanas orientadas hacia el norte. 

Ciertos tipos de ventanas, como las de doble o triple vidrio con aislamiento y con espacios llenos de gas, proporcionan un aislamiento mucho mejor que las ventanas de vidrio de una sola hoja. Prevenir el exceso de ganancia solar mediante dispositivos de sombreado solar en los meses de verano es importante para reducir las necesidades de enfriamiento. 

A menudo se plantan árboles de hoja caduca delante de las ventanas para bloquear el exceso de sol en verano con sus hojas, pero permiten el paso de la luz en invierno cuando se caen sus hojas. 

Se instalan estantes de luz para permitir la entrada de la luz solar durante el invierno (cuando el sol está más bajo en el cielo) y mantenerla afuera en el verano (cuando el sol está alto en el cielo). A menudo se plantan plantas perennes en las edificaciones y casas del norte para protegerse de los fríos vientos del norte.

En climas más fríos, los sistemas de calefacción son un foco primario para la arquitectura sostenible porque son típicamente uno de los mayores drenajes de energía en las casas.

En climas más cálidos donde la refrigeración es una preocupación primordial, los diseños solares pasivos también pueden ser muy efectivos. Los materiales de construcción de mampostería con una alta masa térmica son muy valiosos para mantener las frescas temperaturas de la noche durante el día. 

Además, los constructores a menudo optan por estructuras de un solo piso que se extienden para maximizar la superficie y la pérdida de calor. 

Las casas sostenibles  a menudo se diseñan para capturar y canalizar los vientos existentes, en particular los vientos especialmente frescos que provienen de cuerpos de agua cercanos. Muchas de estas valiosas estrategias son empleadas de alguna manera por la arquitectura tradicional de las regiones cálidas.

En los climas con cuatro estaciones, un sistema energético integrado aumenta la eficiencia, cuando la casa está bien aislada, es decir cuando está  situada para trabajar con las fuerzas de la naturaleza, cuando se recupera el calor para ser usado inmediatamente o almacenado, cuando la planta de calor que depende de los combustibles fósiles o la electricidad sea más eficiente que el 100%, y cuando se utilice energía renovable.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *